El Valle de Uco tiene la mayor cantidad de hectáreas cultivadas de hortalizas de verano

Agroindustria marzo 8, 2017 10:00 am

Así se desprende del balance de la temporada 2016/17 que realizó el Instituto de Desarrollo Rural. Creció la plantación en Maipú y decayó en San Carlos.

El Instituto de Desarrollo Rural (IDR) presentó los resultados del relevamiento hortícola de la temporada verano 2016/17. Se centró en los departamentos más importantes en la producción de hortalizas, es decir Lavalle, Maipú, Guaymallén, Luján, San Martín, Rivadavia (sólo en el caso de tomate para industria), San Carlos, Tupungato y Tunuyán.
Según los resultados, el Valle de Uco es el de mayor número de hectáreas cultivadas. San Carlos tiene 3.717 hectáreas, aunque es 8% menor que lo plantado en la temporada anterior. Por su parte, Tupungato cuenta, para esta temporada, con 1.752 hectáreas. Le sigue Maipú, con 2.877 hectáreas, que corresponden a 10% de incremento.
Las principales especies hortícolas cultivadas en verano son papa, que llega al 18 %; zapallo (coreano, calabaza, tipo inglés o cabuto y del año), que alcanza el 25%, tomate perita (18%), zanahoria (9%), choclo (5%) y orégano (7%), las que representan el 82% del total estival.
Las otras hortalizas representan el 7 % y son alcaucil, acelga, apio, achicoria, ajo puerro, brócoli, cilantro, coliflor, escarola, rabanito, habas, repollo, repollito de Bruselas, berenjena, remolacha, perejil, camote, pepino, rúcula, hinojo, zapallito del tronco, zapallo italiano, radicheta, tomate cherry y lollo rosso.
Las principales provincias productoras son Buenos Aires, Mendoza, Córdoba, Santiago del Estero, Misiones, Santa Fe, Corrientes, Tucumán, Formosa, Salta, Chaco, Jujuy, San Juan y Río Negro.
Mendoza, tradicionalmente productora de hortalizas, ocupa el segundo lugar en el  país y constituye la tercera actividad agrícola de la provincia por superficie, después de la vid y los frutales, aunque es la primera por ocupación de mano de obra.
En la provincia se distinguen dos épocas importantes de siembra: entre enero y agosto para las hortalizas de invierno y desde septiembre a enero para las hortalizas de verano, aunque también se realizan siembras intermedias, principalmente de hortalizas de hoja.