“Instantáneas” de 17 años de música clásica por los caminos del vino

Cultura abril 9, 2017 8:08 am

Fueron sólo siete conciertos durante la primera edición, en el 2000. Hoy rondan los 50. Los momentos destacados del Festival Música Clásica por los Caminos del Vino durante estos 17 años. La cronología con los rasgos centrales de cada edición.

El 2001 fue el momento en que se consolida el encuentro musical de otoño en Mendoza y es el año en que se incorporan las bodegas. En 2004 pasa a denominarse Festival y las bodegas suman degustaciones de vinos y comidas típicas a los conciertos.

Ya para el 2006, en sólo 5 días hubo 52 conciertos en 16 bodegas. En los próximos años, se agregan escenarios como museos, La Enoteca, auditorios, entre otros espacios como bodegas, templos, parques y sitios patrimoniales. La primera intención de federalización se produce en el 2008, cuando se realizan conciertos en los cuatro puntos cardinales de la provincia.

El festival agrega su veta solidaria a través de un convenio con el Rotary Club (2009), lo que permitió el canje de dos entradas por una caja de leche en polvo. Esta modalidad se mantiene hasta hoy con el Banco de Alimentos.

Comienza a homenajearse a compositores. En el 2012 se recordó a Claude Debussy, Carlos Guastavino y Tito Francia. En 2013 se incorpora el Espacio Cultural Julio Le Parc al circuito del Festival. La evocación de los 200 años del nombramiento del general José de San Martín como gobernador intendente de Mendoza fue uno de los rasgos del 2014.

2016: La última edición tuvo su apertura formal en el Teatro Independencia y estuvo dedicada a homenajear al gran maestro Alberto Ginastera por el centenario de su nacimiento (1916-1983). Además, contó con una serie de conciertos de música para toda la familia que se disfrutaron en las bodegas, museos, teatros y reservas naturales donde se presentaron los más destacados artistas mendocinos y músicos de excelencia internacional.

Cronología completa

Dora de Marinis, en su publicación Festival Internacional de Música Clásica por los Caminos del Vino realiza una cronología. La síntesis, que está a continuación, fue  extraída de la producción de esta profesora de música y magíster en interpretación pianística. Tuvo a su cargo las cátedras de Piano y de Música de Cámara en la Universidad Nacional de Cuyo. Dirigió varios años el Festival Música Clásica por los Caminos del Vino. A lo largo de su carrera artística recibió numerosos premios y distinciones.

2001: Hay más conciertos, incluyendo otros sitios, además de iglesias. Así surge lo que luego de diez años pasa a llamarse Festival Internacional Música Clásica por los Caminos del Vino. Siete conciertos en seis bodegas y dos más al aire libre en el Parque General San Martín y en el Dique Valle Grande de San Rafael.

2002: Hubo más de 30 conciertos, incluyendo 10 bodegas de distintos departamentos.

2003: Casi todos los conciertos tuvieron a talentosos músicos mendocinos encabezados por la Orquesta Filarmónica de Mendoza y numerosos conjuntos de cámara. Se destacó la Orquesta Fritz Kreisler, de Santiago de Chile

2004: Comienza a denominarse Festival. Las bodegas suman degustaciones de vinos y comidas típicas a los conciertos. La mayor asistencia se produjo precisamente en las bodegas.

2005: Continúa aumentando el número de conciertos: 40 de ellos se llevan a cabo en casi todos los departamentos provinciales. Los escenarios fueron museos, capillas o alguna de las 14 bodegas participantes.

2006: En sólo 5 días hubo 52 conciertos en 16 bodegas.

2007: El Festival se posiciona como una de las atracciones más importantes de Semana Santa. Hubo 50 conciertos en 20 bodegas más La Enoteca y el Museo Nacional del Vino y la Vendimia en Maipú, escenarios al aire libre y museos como el Fader o el de Arte Moderno, los teatros Independencia, Universidad, Roma en San Rafael, auditorios como el Bustelo templos históricos como la Basílica San Francisco y el Santuario de María Auxiliadora de Rodeo del Medio, que volvieron a ceder sus espacios para la mejor combinación de música y degustaciones.

DSC_8474

2008: Más de 50 eventos en los cuatro puntos cardinales de la provincia. Se distinguieron los invitados internacionales. Como novedades, incorporan clases para jóvenes músicos, dictadas por los profesores Ingrid Zur y Jorge Heder, de Frankfurt, Alemania.

2009: El festival agrega su veta solidaria a través de un convenio con el Rotary Club, lo que permitió el canje de dos entradas por una caja de leche en polvo. Esta modalidad se mantiene hasta hoy.

2010: Comienza a llamarse a concurso de propuestas artísticas para participar del festival. Se confeccionan bases y un reglamento. Se eligieron 45 propuestas que, junto a los artistas invitados, dieron vida a 54 conciertos.

2011: Reafirmó la impronta latinoamericana del año anterior. Tuvo más de 50 conciertos con grupos locales, nacionales e internacionales. Por primera vez actuó para el Concierto de cierre la Orquesta de Cámara de Caminos del Vino, dirigida por Pablo Saraví.

2012: Comienza a homenajearse a compositores. Ese año se recordó a Claude Debussy, Carlos Guastavino y Tito Francia.

2013: El número de conciertos asciende a 60 y el Festival se extiende por dos semanas. Mendoza se destaca como uno de los principales destinos para Semana Santa. Los conciertos abarcan todos los géneros posibles dentro de la música clásica: sinfónico de cámara, solístico, coral y teatro musical. Se homenajea al argentino Gilardo Gilardi, el italiano Giuseppe Verdi y el belga-argentino Julio Perceval. Se incorpora el Espacio Cultural, Julio Le Parc al circuito del Festival.

2014: Fueron 55 los conciertos de esta edición que tiene a la montaña y los sitios sanmartinianos como escenarios de lujo. El concierto de apertura tuvo lugar en el circuito de la Laguna de Horcones, al pie del Aconcagua, con un recital del prestigioso compositor e intérprete Lázaro Méndolas en quenas y su cuarteto de cuerdas. Además, continuó el domingo en la Reserva Natural de Villavicencio. Ese año se sumó a la propuesta la evocación de los 200 años del nombramiento del general José de San Martín como gobernador intendente de Mendoza.

2015: El Festival mantiene su carácter solidario, a través de un convenio con el Banco de Alimentos. Ese año se realiza en homenaje a Johann Sebastian Bach, en el 330 aniversario de su nacimiento.

2016: La última edición tuvo su apertura formal en el Teatro Independencia y estuvo dedicada a homenajear al gran maestro Alberto Ginastera en homenaje al centenario de su nacimiento (1916-1983). Además, contó con una serie de conciertos de música para toda la familia que se disfrutaron en las bodegas, museos, teatros y reservas naturales donde se presentaron los más destacados artistas mendocinos y músicos de excelencia internacional.

Ver informe completo.