LA NACIÓN LICITA LA PENITENCIARÍA FEDERAL PARA CUYO, QUE ESTARÁ EN MENDOZA

Ambiente marzo 9, 2010 12:00 am

El ministro de Justicia y Derechos Humanos de la Nación, Julio César Alak, junto al gobernador Celso Jaque informó sobre el llamado a licitación para la ejecución del Centro Federal Penitenciario de Cuyo, Luján de Cuyo, Mendoza. La obra está dentro del Programa Nacional de Infraestructura Penitenciaria y el presupuesto es de 190 millones de […]

El ministro de Justicia y Derechos Humanos de la Nación, Julio César Alak, junto al gobernador Celso Jaque informó sobre el llamado a licitación para la ejecución del Centro Federal Penitenciario de Cuyo, Luján de Cuyo, Mendoza.

La obra está dentro del Programa Nacional de Infraestructura Penitenciaria y el presupuesto es de 190 millones de pesos, con un plazo de ejecución de 3 años. Tendrá un total de 536 plazas: 392 para varones; 112 para mujeres y 32 para el instituto abierto. Las dos secciones contarán con salas para programas y servicios y para asistencia educativa, culto y tratamiento.

El proyecto contempla los requerimientos de la ley para proveer a los internos de oportunidades para adquirir conocimientos y habilidades. Los espacios de programas están dimensionados para que los internos puedan estar ocupados al menos 10 horas diarias en actividades positivas organizadas, donde la escuela se plantea como hito dentro del conjunto.

En el cuarto piso de Casa de Gobierno estuvieron  la subsecretaria de Infraestructura Penitenciaria de la Nación, Lía María; el procurador de la Corte de Mendoza, Rodolfo González; autoridades judiciales; los ministros de Gobierno, Justicia y Derechos Humanos, Mario Adaro; de Seguridad, Carlos Aranda; de Desarrollo Humano, Familia y Comunidad, Carlos Ciurca y de Infraestructura, Francisco Pérez.

El ministro nacional Alak dijo que con la construcción de este centro penitenciario “vamos a solucionar la situación que hoy tenemos con los presos federales, a descongestionar las cárceles de Mendoza pero a la vez vamos a poder alojar a una gran cantidad de presos provinciales”.

Adelantó mostrando a todos las plaquetas diseñadas del futuro centro que “es una de las mejores expresiones arquitectónicas que se ha logrado. No va a tener el perfil de cárcel  -dijo Alak- sino que van a funcionar dentro de ellas dos institutos: un instituto penitenciario federal para hombres y un instituto correccional para mujeres. Está pensado no desde una visión de privación de libertad sino desde la reinserción social de la persona privada de la libertad: van a tener un servicio alimentario adecuado, atención medica, establecimientos educativos para la formación primaria y secundaria, áreas de esparcimiento y talleres”.

“Los internos van a estar por lo menos diez horas en etapa de formación y se ha diseñado, de acuerdo no sólo a la Ley Federal sino también de acuerdo a las recomendaciones de Naciones Unidas y de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos. Es un aporte fundamental a la seguridad puesto que tiende a una mejora en las normas de fondo del sistema penitenciario y post penitenciario”.

Por su parte el gobernador Celso Jaque dijo que se realizarán todas las gestiones necesarias para acortar el plazo de entrega de la unidad y recalcó que dará trabajo a más de 200 personas. Jaque adelantó que se han propuesto construir un barrio para el personal de las penitenciarías cerca de la zona, tanto para el de Almafuerte como para el nuevo centro federal.

El ministro de Gobierno, Mario Adaro, informó que se están realizando todos los estudios sobre impacto ambiental y que vigilarán las normas de construcción que cumplan con la ley. Rescató dos tópicos fundamentales para que desarrollen los internos: educación y trabajo.